Liberan a exjefe policial vinculado al asesinato de Carla Ayala

Según testigos, el exjefe del Grupo de Reacción Policial tuvo dos oportunidades para detener al asesino de Carla Ayala y no lo hizo. Un tribunal decidió que el actual proceso de ascenso del subcomisionado fue uno de los motivos para liberarlo.

La vieja guardia regresa a la PNC (primer intento)

El presidente Bukele ha devuelto el mando de la PNC a viejos oficiales del ejército y los extintos cuerpos de seguridad que llegaron a la nueva policía creada por los Acuerdos de Paz a principios de los noventa.

“Si alguien se anima a negociar con las pandillas, que negocie la extorsión”

Howard Cotto se retira de la dirección de la PNC confiado en que las pandillas son ahora menos fuertes y satisfecho con los golpes estructurales y financieros contra estas. Rechaza rotundamente la idea del diálogo o negociación con las pandillas.

“Para Nayib Bukele será inviable encarar la criminalidad con la Policía actual”

Con agentes que actúan “igual o peor que los pandilleros” y vinculados a estructuras paralegales, la PNC puede suponer incluso una amenaza para el mismo gobierno, dice la investigadora Jeannette Aguilar, exdirectora del IUDOP.

La increíble historia de los cándidos policías y el borracho que les robó a Carla Ayala

¿Cómo un agente ebrio, desarmado y en sandalias que acaba de disparar a su compañera Carla Ayala frustra tres intentos del Grupo de Reacción Policial por capturarlo? Esta es una historia (policial) inverosímil.

CNN: Agente identificado en escuadrón de la muerte continúa en unidad élite de la PNC

CNN retomó la investigación en la que Factum reveló, en 2017, la existencia de escuadrones de la muerte en el seno de la PNC. Descubrió, además, que uno de los involucrados sigue en otra unidad élite policial.

La policía manipuló la escena del crimen de Chepe

Un policía fue condenado y otro absuelto por el homicidio de José Mauricio Salazar, Chepe, un hombre con discapacidad que no era pandillero. El juez ordenó que la Fiscalía investigue la manipulación de la escena.

Gobierno EUA advierte deterioro de derechos humanos en El Salvador

El informe de Derechos Humanos del Departamento de Estado incluye casos de ejecuciones extrajudiciales y desapariciones cometidas por El Salvador, además de las amenazas contra Factum.

La policía salvadoreña desafía a la ley

La policía, al mismo tiempo que ayuda a la fiscalía, juega en su contra: filtra información, incumple órdenes de incautar teléfonos y colabora muy poco para resolver el caso de la agente Carla Ayala, desaparecida por la misma policía.

La policía maquilla sus unidades élite involucradas en delitos

«Jaguares» está conformada por policías que pertenecieron a una unidad que engendró a un grupo de exterminio -la FES-, y muy próxima a incluir miembros del GRP, la que encubrió la desaparición de Carla Ayala.

La policía salvadoreña desafía a la ley

La policía, al mismo tiempo que ayuda a la fiscalía, juega en su contra: filtra información, incumple órdenes de incautar teléfonos y colabora muy poco para resolver el caso de la agente Carla Ayala, desaparecida por la misma policía.

La depuración policial malograda por la administración Funes

Los orígenes de la crisis en la PNC. En uno de los capítulos de su libro «Infiltrados» Héctor Silva Ávalos explica cómo la administración del expresidente Mauricio Funes echó a la basura un intento de depuración de la Policía Nacional Civil.

La policía necesita ayuda

La policía es la punta de lanza en la guerra que el Estado salvadoreño ha emprendido contra las pandillas. Entre 2015 y 2017 fueron asesinados 154 policías, la mayoría por pandilleros. Un porcentaje menor a manos de los mismos agentes. 

El grito de los policías de a pie: ¡Ya estamos hartos!

Este año han sido asesinados 40 policías en El Salvador. El caso más reciente fue el de un agente que fue acribillado junto a su familia entera. Un grupo de agentes se hartó y fue a protestar a pocos metros de la oficina del director policial.

CIDH ordena investigar amenazas contra periodistas de Revista Factum

La CIDH lamentó que el gobierno salvadoreño no respondió a una solicitud de información de esa comisión sobre las medidas de precaución que debió tomar para salvaguardar la integridad de los periodistas desde un principio.